Dona dinero para que me pueda comprar un velero.

no qué de qué

martes, 20 de abril de 2010

Desde La Altura Vi Venir Al Vértigo.

En la torre de observación fue, definiendo con correctas expresiones, agradable ver al mundo como una pelota. Es que mi torre es muy alta, tardé unos 21 años en subir hasta en donde estoy ahora, aún me quedan largos escalones para subir, pero ya las vistas son bonitas. Pero tengo un leve problema, un problema que un mejillón probablemente no tendría  es que en esas extrañas vueltas que da la vida yo, Diegof, tengo un vértigo atroz a caer eternamente en la nada. Creo que es por eso que nunca me han gustado las hojas en blanco.
Como iba diciendo, la torre es realmente hermosa y las vistas lo son aún más, desgraciadamente me dejé los prismáticos, no veo una mierda, no distingo a un humano de un edificio. Pero eso creo que es comprensible, dado que nadie, por loco que esté, lleva prismáticos en invierno.
Como me dijo un sabio en el bar de la planta 16; Si ves: Bien. Si no ves: Bien. Pero si ves y te quedas ciego: La cagaste.
Así conforme mi modo de vida, a veces estoy ciego y otras no, pero en general voy tirando  doy poco tumbos.
Así es, la vida es grandiosa. Ya ven, Gran Diosa!

1 comentario:

  1. Por esto decretamos a los hijos de Israel que quien matara a alguien, sin ser a cambio de otro o por haber corrompido en la Tierra, sería como haber matado a la humanidad entera. Y quien le hiciera vivir, sería como hacer vivir a la humanidad entera. Y así fue como les llegaron Nuestros Mensajeros con las pruebas claras y sin embargo, después, y a pesar de esto, muchos de ellos se excedieron en la tierra.
    Sura de la Mesa Servida (32)

    ResponderEliminar

que coño es esto?